logo IIE FONT AMPLIADO.jpg

2018 - Todos los derechos reservados IIE

Crónica de la Jornada del 25 de abril de 2012. Cloud Computing.

25/10/2012

 

EL "CLOUD COMPUTING" REVOLUCIONARÁ LA FORMA DE TRABAJAR EN LAS EMPRESAS.

 

El IIE acogió el pasado miércoles 25 de abril la Conferencia “Cloud Computing; Nuevo paradigma en las tecnologías de la información”, un modelo que permite el acceso, a través de la red, a la tecnología, tanto en capacidades de almacenamiento, de procesamiento, así como de aplicaciones, de una forma flexible y variable.

 

Con la presencia del nuevo presidente del IIE, Manuel Moreu Munaiz, y de Diego Fernández Casado, miembro del Comité de Ingeniería y Sociedad de la Información del IIE, organizador del acto, distintos expertos debatieron acerca de este modelo, en España llamado “La Nube”, que cambiará profundamente la manera de trabajar y de operar en las empresas y negocios.

 

Gustavo Reimers, responsable de negocio de servicios cloud de IBM, destacó que el Cloud es un nuevo modelo de gestión y prestaciones de servicio en el que los recursos se encuentran virtualizados. Según Reimers, el Cloud permite ser gestionado como un gran único recurso que puede proporcionar a las empresas unos servicios con escalado elástico y con una automatización y estandarización muy aprovechables. Con el paso de las TI tradicionales al Cloud se acortan los plazos de aprovisionamiento, de los cambios, del acceso al servicio, se variabiliza la facturación y la recuperación de las inversiones se adelantan, pasando de años a meses.

 

Asimismo, el responsable de IBM destacó como beneficios de la Nube la posibilidad de reducir mano de obra gracias a la automatización, facilitar una mayor calidad en las actividades de desarrollo y prueba, la capacidad inmediata para albergar webs sin necesidad de inversión previa e ilustró con un dato: el Cloud ha reducido un 75% el coste de procesos tan críticos como los Batch en las entidades financieras.

 

Dimensión democrática del “Cloud Computing”

 

El italiano Santi Magazù, director de desarrollo comercial global de Cloud computing de Telefónica, abrió su exposición realizando un paralelismo entre el comienzo de la electricidad y el Cloud en cuanto a la dimensión democrática de ambas. No ocultó la existencia de una barrera de seguridad de la virtualización para los que nunca han utilizado el sistema, para añadir que esa preocupación pasa a un residual cuarto lugar, una vez que el usuario forma ya parte del mundo Cloud.

 

Magazù explicó que la razón más recurrente en 2011 para pasarse a la Nube no era otra que el acceso a la movilidad; lógico en una sociedad en la que los smartphones, los portátiles y las tabletas están ya a la orden del día.

 

El responsable para Iberia de Amazon Web Services, Mario Herráiz, dijo tener claro que el Cloud ha surgido para mejorar el negocio de cada uno. Destacó como ventajoso el escalado de la Nube, el hecho de poder darse de alta y luego de baja de un servicio y consumir sólo así lo estrictamente necesario. Ejemplos como el producto Amazon DynamoDB han permitido en China (donde se ha abierto la veda a la venta del iPhone sólo vía web) crear un sistema de reserva y compra a través del Cloud, con entradas y salidas concurrentes de una tasa de 500.000 usuarios por segundo para poder

dar de baja el servicio una vez terminado el proceso de venta al instante.

 

De la misma manera, el Cloud computing ha permitido a Amazon realizar fotografías de las infraestructuras de los clientes para poder recomenzar cualquier proceso al instante desde el momento deseado.

 

Modelo de multiposesión

 

Rafael García del Poyo, jurista y socio en Cremades & Calvo Sotelo, inició su turno de palabra asegurando que para él el Cloud no es más que una serie de prestaciones de servicio, un modelo de multiposesión en el que se comparte software y hardware y que al compartir software, hay licencias de por medio.

 

Según el experto abogado, muchas de las múltiples fusiones entre empresas que se están produciendo hoy en día no podrían llevarse a cabo si no fuera por el Cloud, o al menos a la velocidad que están ocurriendo.

Dentro de la problemática jurídica, García del Poyo, quiso hacer hincapié en el ámbito jurisdiccional. La importancia de saber qué gobiernos o leyes tienen implicaciones para la Nube. Y también quiso reflejar que no es lo mismo una ley de protección de datos en Helsinki, Madrid o Lisboa, que en otros lugares como Rabat. Para no dejar lugar a dudas, el proveedor del Cloud debe generar evidencias de que los datos son utilizados bien. Por último, hizo hincapié en la trascendencia del ‘contrato de transferencia’, al producirse transferencias de datos internacionalmente.

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Haz Clic en Me Gusta
Please reload

Entradas destacadas
Please reload

Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Icono social de YouTube
  • Icono social LinkedIn
  • Icono social Instagram
  • Google+ Basic Square