• IIE

Implantación de la inteligencia artificial en España

Informe de los resultados de una encuesta de opinión, entre los ingenieros españoles, sobre la implantación de la inteligencia artificial en España.


Realizado por el Comité de Sociedad Digital Instituto de la Ingeniería de España y el Grupo de Trabajo de Inteligencia Artificial, junio 2021.


Aquí puede ver el Trabajo completo


Este estudio nace en el seno del Comité de Sociedad Digital y en el del Grupo de trabajo de I.A. del Instituto de la Ingeniería de España. Ambos grupos están interesados en conocer el estado de la I.A. en España. Aunque a las dos agrupaciones les interesa conocer más aspectos de la I.A., acordaron realizar este primer estudio para evaluar específicamente el grado de implantación en España, y el grado de preparación de los ingenieros españoles, así como su interés en la materia. Todo lo anterior generó las preguntas del cuestionario.


Para seleccionar la muestra se decidió solicitar la colaboración de todas las asociaciones de ingenieros de todas las ramas de la Ingeniería de España. Es una población suficientemente representativa, y perfecta, para poder extraer la información buscada. En el proceso de recogida de datos surgió una dificultad, ya que no todas las asociaciones trasmitieron a sus afiliados la encuesta de la misma forma, con lo que la probabilidad de respuesta no fue la misma para todos los individuos. Se decidió extraer dos muestras de la población, y realizar el estudio con una sola de las dos. Este hecho ha limitado algunas posibilidades de conseguir información; sin embargo, se juzgó suficiente para obtener los objetivos que se pretendía conseguir.


Los resultados se presentan en el apartado: Conclusiones, pero aquí, resumidamente, se puede afirmar que la Inteligencia Artificial está muy poco implantada en las empresas y entidades que producen bienes y servicios en España. Se puede afirmar que solo trabajan con I.A., directa y conscientemente, tres de cada siete ingenieros. Pero no son ingenieros de producción, fabricación y mantenimiento, son ingenieros que están en los departamentos de I+D+I, tanto de entidades públicas, como privadas. Resulta importante señalar, por la capacidad de decidir estrategias y de implementarlas, que los ingenieros que están en los comités de dirección de las empresas, y los altos ejecutivos tienen entre su carga de trabajo a la I.A.


Se puede afirmar que las empresas que trabajan con I.A. disponen de medios para utilizarlas, aunque tales medios podrían ser mejor utilizados. La mayoría de los ingenieros ve carencias en sus empresas, y necesidad de profesionales con capacitación suficiente, necesidad de acceso a datos y modelos de datos, y necesidad de infraestructuras para implementar y desarrollar la I.A.


La experiencia de los ingenieros españoles en I.A. es escasa y, ampliamente, inferior a dos años. También muestran interés en formarse; pero no lo ven como una necesidad imperiosa y urgente, porque, mayoritariamente, no se están formando. La gran mayoría de los ingenieros intuye que la I.A. es un área que tiene muchas expectativas, y ven la necesidad de que los nuevos ingenieros se formen en ella en las escuelas de ingenieros, porque piensan que la I.A. tendrá un alto impacto en la productividad y en el empleo de los ingenieros españoles.


Se puede dividir los ingenieros españoles en dos grupos, según sus manifestaciones sobre la I.A. Un grupo mayoritario -tres de cada seis- cree que esta tecnología tendrá un alto impacto en un futuro próximo, dentro de los próximos diez años. El resto de los ingenieros, que forma el otro grupo, considera que la I.A. tendrá un impacto moderado en el empleo de los ingenieros y en la productividad de las empresas y entidades españolas.


En resumen: la I.A. está poco implantada, y en fase de investigación, de implementación y desarrollo, en la actualidad, en España.


Las conclusiones del estudio son:

1. Tres de cada siete -43%- ingenieros españoles trabajan, en la actualidad, con sistemas que presentan I.A. Esta presencia es más significativa en entornos universitarios, y en los de investigación y desarrollo, tanto de la empresa pública, como de la privada. También tiene más relevancia la I.A. en el trabajo de los altos directivos de las empresas privadas. Se puede confirmar que la I.A. está significativamente menos presente en los departamentos de ‘Producción’, ‘Calidad’ y ‘Mantenimiento’. La presencia de la I.A. es más predominante en las grandes empresas que en las pymes. De todo lo cual puede concluirse que la I.A. está, en España, en una fase de investigación, de desarrollo y empezando a implantarse.

2. Casi un tercio -34%- de los ingenieros manifiesta que su empresa dispone de los medios necesarios para usar la I.A. en sus procesos productivos. Esta preparación se significa más en las empresas grandes, de más de quinientos empleados. Y casi un quinto -21%- de los ingenieros manifiesta que su empresa utiliza los medios adecuados en I.A.

3. Casi la mitad -55%, 51% y 50%- de los ingenieros manifiestan que las empresas y entidades en las que trabajan tienen necesidad, en alto grado, de: ‘Profesionales con la capacitación para el desarrollo de las tecnologías de IA’ -55%-, de ‘acceso a las fuentes de datos o interoperabilidad de modelos de datos’ -51%- y de ‘infraestructuras para la recolección, almacenamiento y procesamiento de datos’ -50%-, para poder desarrollar la I.A. en sus procesos productivos.

4. Poco más de la mitad -56%- de los ingenieros españoles no tiene experiencia en I.A., y algo más de un quinto -22%-, posee una experiencia inferior a dos años. Solo uno de cada diez -10%- tiene una experiencia superior a cinco años. Puede afirmarse que la I.A. implantada en España tiene una experiencia muy corta, ampliamente inferior a dos años.

5. Dos tercios de los ingenieros españoles -67%- no se consideran suficientemente instruidos en áreas de I.A. Se consideran significativamente más formados en I.A. los ingenieros que ejercen en la Universidad y los que ocupan puestos de alta dirección en sus empresas.

6. No se están formando en I.A. las tres cuartas partes de los ingenieros -73%-, y algo más de la mitad -52%- está sopesando formarse en un futuro próximo. Las dos conclusiones emitidas en la frase precedente parecen confirmar que, la I.A. está en fase de implantación y tiene expectativas; pero aún no está en producción, ni se prevé que lo vaya a estar de forma inminente.

7. Casi la totalidad -96%-de los ingenieros que respondieron a la encuesta manifiestan que consideran conveniente que los ingenieros españoles se formen en I.A. y creen que las escuelas de ingenieros deberían incluir en sus planes de estudio, asignaturas relativas a la I.A. Algo más de un tercio -37.9%- cree que los ingenieros no están mejor preparados que otros profesionales que trabajan con I.A.

8. Finalmente, tres de cada cinco -59%- ingenieros considera que la I.A. tendrá un alto impacto en España en los próximos diez años. En este grupo se significan más los ingenieros que desarrollan su trabajo en la I+D+I y los altos funcionarios de la empresa pública y los altos ejecutivos de la empresa privada. Del mismo modo, los ingenieros que trabajan en los departamentos de Calidad y Operaciones son los que más aseguran que la I.A. tendrá un alto impacto en España en los próximos diez años.

Categorías

Entradas destacadas